La garantía de enfermedades graves es un valor añadido que a muchos de nosotros nos interesa. Diversas Entidades Aseguradoras ofrecen la posibilidad de contratar una garantía específica de enfermedades graves. Normalmente, esto será con un capital determinado, cuyo objetivo es afrontar los gastos de curación que se generen al asegurado. Gastos que aparecen como consecuencia de dichas enfermedades, que deberán estar descritas en las condiciones del contrato.

En los contratos de seguro de vida riesgo estas prestaciones aparecen y como complemento a las garantías habituales de un seguro de vida. Siendo las garantías habituales el fallecimiento y la invalidez permanente absoluta. Siempre que surjan como consecuencia de una serie de enfermedades graves descritas en las condiciones del contrato.

Por lo tanto, la garantía de enfermedades graves en el Seguro de Vida Riesgo es adicional a las prestaciones habituales. Pero esa añadidura no aminora los capitales de las posibles prestaciones futuras que se puedan derivar de otras garantías que incluya el contrato.

En cuanto a los formalismos, debes tener en cuenta que, para proceder al pago del capital contratado, tendrán que darse condiciones mínimas. Por ejemplo, el asegurado debe sobrevivir al menos treinta días a partir del diagnóstico de la enfermedad grave especificada en el contrato.

Se considera enfermedad grave, toda alteración del estado de salud provocada por enfermedad o accidente, originados independientemente de la voluntad del Asegurado, confirmada por un médico legalmente reconocido.

Las enfermedades que habitualmente están cubiertas por esta garantía son:

  • Infarto de miocardio: necrosis de una parte del músculo cardíaco como consecuencia de un insuficiente suministro sanguíneo a la zona pertinente.
  • Cáncer: tumor maligno caracterizado por el crecimiento y la diseminación incontrolados de células malignas y la invasión de tejido. Incluida la leucemia.
  • Accidente cerebrovascular: todo incidente cerebrovascular que produzca secuelas neurológicas que duren más de veinticuatro horas e incluyan la infartación de tejido cerebral.
  • Insuficiencia renal: enfermedad renal en su estado final, debida a cualquier causa, en la que el asegurado está sometido a diálisis peritoneal o hemodiálisis regular o ha recibido un trasplante renal.
  • Afección de la arteria coronaria que exija cirugía: el sometimiento a cirugía cardiaca para corregir el estrechamiento o bloqueo de una o más arterias coronarias con injertos de by-pass.
  • Trasplante de un órgano vital: el sometimiento a cirugía de trasplante como receptor de corazón, pulmón, hígado, páncreas, riñón o médula ósea.
  • Parálisis: pérdida total y permanente del uso de dos o más extremidades debido a parálisis.
  • Enfermedad de Alzheimer: síndrome clínico caracterizado por la alteración progresiva e irreversible de las funciones cerebrales, con modificaciones histiológicas características.

La documentación que las Entidades Aseguradoras solicitan para proceder al pago del capital asegurado son:

  • Pruebas de ocurrencia de la enfermedad grave, que incluirán el diagnóstico confirmado por un médico colegiado y nombrado a tal efecto por el asegurador, así como información clínica, radiológica, histológica y de laboratorio.
  • La evidencia de que el Asegurado haya sobrevivido por lo menos treinta días después desde que se haya confeccionado el diagnóstico.

El capital asegurado para la garantía de enfermedades graves suele oscilar entre un mínimo de 10.000 € y un máximo de 180.000 €. Asimismo, la garantía se extiende hasta que el asegurado cumpla los 65 años. En este caso, la base de cálculo de la prima dependerá del capital asegurado y su edad. Y una vez pagada la prestación de esta garantía, las restantes siguen manteniendo su continuidad.

Es decir, que nos encontramos frente a una garantía del seguro de vida menos conocida. Pero su inclusión puede ser fundamental para la sanación de una enfermedad grave. Además, pudiendo utilizar centros de reconocido prestigio que dispongan de los mejores medios para hacerlo.

garantía de enfermedades graves

Garantía de Enfermedades Graves en el Seguro de Vida Riesgo

También te puede interesar

Contacta con nosotros

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con *